Trudeau dijo a Trump que aranceles al acero y aluminio perjudicarían el TLCAN

El primer ministro canadiense, Justin Trudeau, reveló esta semana que advirtió al presidente estadounidense, Donald Trump, que la imposición de aranceles a las importaciones de acero y aluminio canadiense impactaría de forma “negativa” las negociaciones del TLCAN.

 

Trudeau reveló la conversación durante una rueda de prensa celebrada en una planta de aluminio en la localidad de Saguenay, en la provincia de Quebec.

 

Según el mandatario canadiense, habló con Trump por teléfono antes de que el presidente estadounidense anunciara que Canadá y México estaban exentos temporalmente de los aranceles mientras se negocia un nuevo Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN).

 

Trudeau indicó a Trump que los aranceles “dañarían a trabajadores a ambos lados de la frontera” y que eso supondría que no se negociaría “un mejor acuerdo del TLCAN”.

 

Trump amenazó inicialmente a Canadá y México con aranceles de hasta el 25 % a las importaciones de acero y hasta un 10 % a las de aluminio, pero posteriormente anunció que los dos socios norteamericanos quedarían exentos de la medida.

 

Trudeau inició hoy una gira por todo el país para visitar los centros de producción del país de acero y aluminio. Estados Unidos es el mayor comprador del acero y aluminio canadienses.

 

El primer ministro canadiense afirmó en un comunicado que “los sectores del acero y el aluminio de Canadá proporcionan a miles de canadienses buenos empleos y juegan un importante papel en nuestra economía”.

 

“Siempre defenderemos a los trabajadores del acero y aluminio de Canadá. Defendemos los intereses y valores principales de nuestro país para que nuestras industrias y empresas pueden seguir generando crecimiento económico y creen buenos empleos para la clase media que son necesarios para la prosperidad futura”, añadió Trudeau.