Se avizora guerra comercial
Trump insiste en aranceles; valora la oferta de diálogo norcoreana

 

El presidente estadounidense, Donald Trump, minimizó  la posibilidad de eximir a la Unión Europea (UE) de los aranceles que planea imponer al acero y el aluminio, y valoró como «positiva» y «sincera» la oferta de diálogo formal de Corea del Norte, aunque expresó cautela sobre el futuro de las conversaciones.

 

«La Unión Europea no nos ha tratado bien, y ha sido una situación de comercio muy, muy injusta», dijo Trump en una conferencia de prensa junto al primer ministro sueco, Stefan Löfven, en la Casa Blanca.

 

Trump aseguró que la UE «ha sido particularmente dura con Estados Unidos» y es «casi imposible hacer negocios con ellos», e insistió en su polémica propuesta de gravar con un 25 % las importaciones de acero y con un 10 % las de aluminio.

 

«Si podemos llegar a un acuerdo con Canadá y México sobre el TLCAN (Tratado de Libre Comercio de América del Norte), no habrá razón para imponer los aranceles a Canadá y México. Pero con otros países, no tendremos esa opción, a no ser que puedan hacer algo por nosotros», indicó Trump.

 

El polémico anuncio de Trump ha disparado alarmas sobre una posible guerra comercial, y la UE ha asegurado que, de concretarse esos aranceles, responderá con medidas «proporcionadas» y equivalentes al volumen de los productos europeos afectados.

 

«Las guerras comerciales no son tan malas cuando estamos por detrás de todos los países» en términos de balanza comercial, defendió  Trump.

 

«Vamos a arreglar las cosas, y lo haremos de forma muy cariñosa», añadió.