SORBO A SORBO

Los mitos sobre el café

ARIANNA LORZA

 

 

Existen muchos mitos con respecto al consumo del café. Hay quienes afirman que la cafeína engorda, también se dice que el consumo de café aumenta el riesgo de padecer enfermedades cardiovasculares, y otros que aseguran que este altera el sistema nervioso. Todas estas suposiciones son incorrectas.
-El café solo no engorda, sin embargo, estudios realizados en la universidad de Birmingham (Gran Bretaña) afirman que la cafeína ayuda a la absorción de carbohidratos y glucosa y es por esta razón que las bebidas que contienen cafeína y azúcar nos engordan, es preferible consumir el café negro y sin acompañamiento de alimentos que contengan carbohidratos y mucho menos azúcar. El café de hecho, ayuda a controlar la ansiedad y el hambre, así que no es mala idea tomarse una taza de café cuando sienta ansiedad. Muchos entrenadores físicos aseguran que el consumir una taza de café antes de una rutina de pesas ayuda a quemar grasa más rápidamente.
-El consumo de cafeína no aumenta el riesgo de padecer enfermedades cardiovasculares, ni incrementa los niveles de colesterol, la cafeína no se acumula en el torrente sanguíneo ni se almacena en el organismo, ésta se absorbe y pasa directamente al cerebro y sale del cuerpo por la orina, por eso evite consumir minerales, calcio, hierro y vitaminas al mismo tiempo que consume cafeína.
Estudios realizados en España por la “Sociedad Española de Cardiología (SEC) aseguran que el consumo diario de café es asociado a una mayor longevidad, incluso señalan que una persona normal puede consumir de 4 a 5 tazas de café al día, no obstante, es preferible que las personas que padecen de problemas cardiovasculares hablen con su médico antes de consumir cafeína. También es mejor evitar actividades cardiovasculares después de consumir café.
*-¿Altera la cafeína el sistema nervioso? No, la cafeína por el contrario ayuda a nivelar el sistema nervioso, la cafeína además, estimula y excita las células del cerebro lo cual ayuda a la prevención del Alzheimer y de otras enfermedades.

Así que no se abstenga de disfrutar tranquilamente de una buena taza de café.